Escrito por Tendenzias

Motores de 2 tiempos, principios básicos (el comienzo)

Los motores de combustión interna por cilindros desempeñan dos funciones fundamentales. En primer lugar, deben hacer bombas que aspiren el aire y lo hagan pasar de sus mecanismos. En segundo lugar, deben ser capaces de extraer calor a partir de dicho flujo de gases y de convertirlo en una forma utilizable de energía.

En este sentido, la puesta punto debe consistir en alterar uno de dichos procesos, o ambos, para obtener mayor potencia en ciertas condiciones. Puede ser lo mismo que afinar un instrumento de música, en el sentido de que un componente, un carburador por ejemplo, se puede ajustar y corregir hasta que esté perfectamente ajustado. También puede consistir en trabajar sobre cierta pieza para mejorar su eficiencia; o (lo que es más corriente) para mejorar su eficiencia en cierto intervalo de revoluciones. Por último, la puesta a punto puede querer decir hacer cambios bastante radicales: un motor mayor, por ejemplo, nos dará una potencia mayor que otro pequeño.

No es difícil tomar una motocicleta corriente de dos tiempos, de serie, y convencerla de que nos proporcioné mayor potencia, pero es esencial darse cuenta de que es muy poco probable que hayamos conseguido así un motor mejor, a no ser que tenga buenas razones para suponer que dispone de mejores medios y conocimientos que los de fábrica.

Los motores, sobre todo los de carretera, se diseñan con muchos compromisos. Deben dar buena potencia, pero a la vez deben ser flexibles y se deben poder manejar por motoristas poco expertos. Su fabricación debe ser económica, pero al mismo tiempo deben ser flexibles. Deben dar muchos kilómetros de servicio en condiciones muy diversas sin tener que visitar el taller. Por ultimo, están sujetos a una serie de límites legales de ruido, humos y otros.

147motor2tiempos

A causa de esta serie de requisitos, muy diversos y a veces enfrentados entre sí, es posible mejorar la potencia máxima a costa de otros factores menos importantes. Una moto de carreras puede hacer más ruido que una de carretera, necesita menor flexibilidad, los costes de mantenimiento son de menor importancia, y puede pasar por el taller con gran frecuencia.

Un motor que se dedica exclusivamente a las carreteras necesitara probablemente una o dos reconstrucciones generales cada temporada (incluso revisión del cigüeñal), y necesitara reparaciones generales cada tres o cuatro carreras.

Hay una escuela de pensamiento que dice que un motor de carreras debe quemarse nada más cruzar la línea de meta, para estar seguros de que se ha forzado al máximo. Los caballos son caros.

Continúa…

Principios básicos (2) / Principios básicos (3)

Información relacionada: Honda V-MEN 2009, ficha técnica y datos / Hyosung Comet GT125 R, ficha técnica / Honda VTR 2009, primeros datos / Gas Gas SM Halley 450, ficha técnica / Peugeot New Vivacity, ficha técnica

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos